Aplicaciones de repeat formation testers, RFT

3

El RTF fue introducido a mediados de los años 70. Su mayor ventaja sobre su antecesor el FIT
(prueba de intervalos de formación), fue que este puede medir un número ilimitado de
puntos de presión en un sólo viaje al pozo mientras que el FIT se restringió a uno.
Originalmente se consideró que la aplicación más importante del RFT era para muestreo de
fluidos, pero después se observó su eficacia para proporcionar valores de presión profundidad a través de secciones en el yacimiento durante el desarrollo del programa de perforación. Esto también revela el grado de comunicación areal y vertical lo cual es de gran ayuda en la planeación de proyectos de recobro secundario