Presidente de Ecuador envía al Congreso el pedido para la explotación petrolera en el Yasuní

715

 

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, dijo este sábado que ya envió a la Asamblea Nacional (Congreso) el pedido formal para que se autorice la explotación petrolera en el Parque Yasuní, una reserva de alta biodiversidad situada en la Amazonia.

“Ya mandamos la solicitud para que nos autorice la Asamblea la explotación responsable” del crudo en la zona, dijo el mandatario en su informe sabatino de labores.

El pasado 15 de agosto Correa anunció su decisión de explotar reservas estimadas en 920 millones de barriles de petróleo en un área de 200 hectáreas del Parque Yasuní, declarado en 1989 como Reserva Mundial de Biósfera por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

La medida se adoptó ante el fracaso del proyecto Yasuní ITT que buscaba dejar el crudo bajo tierra a cambio de que la comunidad internacional aporte con US$3.600 millones, sin embargo las contribuciones apenas llegaron a 13,3 millones, el 0,37% de lo esperado.

Frente a ello Correa, quien lanzó la iniciativa en 2007, dijo que pedirá autorización al Poder Legislativo para explotar responsablemente el petróleo que generará ingresos por US$18.292 millones para satisfacer las necesidades urgentes del país y combatir la pobreza.

El jefe de Estado dijo que en las últimas horas se entrevistó con la presidenta de la Asamblea Nacional, la oficialista, Gabriela Rivadeneira, con el fin de dialogar sobre la solicitud de autorización para la explotación del crudo, la cual ha sido rechazada por grupos sociales opositores.

“Hay unas barbaridades que se dicen”, dijo Correa en alusión a las críticas de políticos de derecha, ecologistas e indígenas que sostienen que la actividad extractiva afectará la biodiversidad de la reserva y alterará la vida de los pueblos no contactados.

El mandatario, quien reiteró que ha sido “dura” la decisión tomada, aseguró que se utilizará lo último en tecnología para que el impacto ambiental en la zona sea mínimo.

“Jamás les he mentido, que hay impacto, hay impacto, pero se puede minimizar el impacto”, señaló.

“Salen algunos desubicados que dicen que no hay tecnología que minimice el impacto ambiental, ¿cómo pueden decir esa tontería? Es una mentira monstruosa, por supuesto que hay (tecnología)”, afirmó el mandatario visiblemente contrariado.

La solicitud de autorización para explotar el crudo en el Yasuní deberá ser analizada primero por una comisión especializada del Legislativo, de mayoría oficialista, para luego ser debatida y aprobada en el pleno, según autoridades parlamentarias.

Varios colectivos sociales se han manifestado en contra de la decisión adoptada por el gobierno para explotar la reserva de Yasuní y buscan promover una consulta popular sobre la explotación del crudo.

El presidente no ha descartado un plebiscito y ha desafiado a esos grupos a que reúnan las firmas necesarias para convocarlo.

En los últimos días el mandatario se ha declarado confiado de conseguir una victoria en las urnas en caso de producirse una consulta.

Una reciente encuesta de la empresa privada Cedatos arrojó que el 56% de los ecuatorianos está de acuerdo con la decisión del gobierno, frente al 32% que la desaprueba. El sondeo se realizó a 2.100 personas de áreas urbanas de 15 ciudades del país andino, según la cual, la decisión no deterioró el nivel de aprobación a la gestión del presidente Correa, indicó Cedatos.

El gobernante se declaró satisfecho con los resultados de ésta encuesta y aseguró que el respaldo crecerá a medida que la ciudadanía se informe del tema.

Fuente América Economía

Tagged:
La Comunidad Petrolera
About the Author

Todas las noticias del mundo del petróleo y la energía en español en un solo lugar.

Deja un comentario