Petrolera italiana ENI encuentra petróleo en Bahía de Campeche en México

1386

El grupo energético italiano Eni anunció este miércoles haber perforado con éxito el pozo Amoca-3 en las aguas poco profundas de la Bahía de Campeche en México, en donde encontró una “importante” acumulación de petróleo de varios niveles “reservoir” en las formaciones Orca y Cinco Presidentes.

En un comunicado la compañía dijo que Amoca-3 se encuentra en el área 1, a 200 kilómetros al oeste de Ciudad del Carmen, en la bahía de Campeche, a 25 metros de profundidad y distante, respectivamente, 1.5 y 3 kilómetros de los pozos Amoca-1 y Amoca-2.

“El pozo ha alcanzado una profundidad final de cuatro 330 metros encontrando 410 metros de espesor neto mineralizado en petróleo (25-27 grados API), de los cuales 300 metros en la formación Cinco Presidentes en varios niveles clásticos de época pliocénica con buenas características reservoir”, precisó la nota.

“Estamos muy contentos con los resultados de nuestra campaña de exploración y evaluación en México que demuestra la validez de nuestro enfoque de diseño a costo exploratorio”, dijo Claudio Descalzi, CEO de la compañía.

Agregó que, estando a sólo 25 metros de profundidad, el campo de Amoca representa una oportunidad “excelente” para su desarrollo en fases.

“Es un proyecto ideal en este escenario de bajos precios del petróleo. ENI prevé convertirse en la primera sociedad internacional en tener una producción con operación en México y éste será un primer resultado concreto del importante proceso de la reforma energética del país”, agregó.

Sin embargo, ENI aclaró que por el momento los trabajos en el pozo Amoca-3 han sido suspendidos temporalmente y serán retomados sucesivamente, pues por el momento se dedicarán a otras áreas donde registran una exploración más avanzada. Además, la petrolera también precisó que antes de que termine el año presentará su plan de desarrollo de producción de los campos que ganó en la Ronda 1 e iniciará producción comercial a inicios del 2019.

Fue en marzo pasado cuando ENI anunció su primer éxito exploratorio en territorio mexicano: el pozo Amoca-2, que es el primero que perfora un privado tras la reforma energética.

Con información de El Economista de México