Aumenta el número de tomas clandestinas en ductos de Pemex en México

728

Las tomas clandestinas perpetradas por el crimen organizado a ductos de transporte de combustibles de Petróleos Mexicanos (Pemex) aumentaron 38% en el primer bimestre del año a nivel nacional en contraste con el mismo periodo del 2017, ubicándose en 2.274 en el acumulado de enero y febrero, según el último reporte de la estatal.

Estas tomas clandestinas pasaron de 503 en el primer bimestre del 2014 a 2.274 en el mismo periodo de este año, lo que implica un incremento de 352% en cinco años.

Tan sólo en febrero de este año, Pemex reportó 1.228 tomas clandestinas a sus ductos, en contraste con las 819 del mismo mes del 2017. En tanto, entre enero y febrero de este año se registraron 182 tomas clandestinas más.

Por entidad, Hidalgo ocupó el primer lugar de estos ilícitos en este periodo, con 282 tomas clandestinas. Con ello quitó el primer lugar que tuvo el año pasado Guanajuato durante los primeros dos meses del año. Guanajuato ocupó el segundo puesto, con 270 tomas clandestinas, desbancando a Puebla que el año pasado estuvo en segundo sitio.

Combate en Puebla

Sin embargo, enfatiza que en Puebla se han reportado 246 tomas clandestinas en lo que va del año, lo que implica un aumento anual de 7,4% o 17 tomas clandestinas más en el acumulado de los primeros dos meses del 2018.

Al respecto, Pemex y el gobierno de Puebla anunciaron en la entidad una estrategia que abarca los distintos frentes de la cadena delictiva y contempla el permanente intercambio de información entre los tres órdenes de gobierno. El Grupo de Coordinación Puebla Segura, en el que participan Pemex, la Procuraduría General de la República, la Secretaría de la Defensa Nacional, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público y la Policía Federal, así como el gobierno estatal, sus instancias de seguridad y las de los municipios, informó que, de enero del 2017 a la fecha, se han realizado 2.002 operativos en el estado con un saldo de 3.138 vehículos asegurados, 781 personas remitidas a las autoridades, 1.334 tomas clandestinas inhabilitadas y más de 6 millones de litros de combustible decomisados.

El gobernador de Puebla, Tony Gali, y el director general de Pemex, Carlos Treviño, acordaron dar continuidad al trabajo coordinado en el combate frontal a la delincuencia organizada.

Treviño Medina aseguró que “todo el que conozca, compre o comercialice combustible robado y no lo denuncie, se está afectando a sí mismo y a toda la población, pues robarle a Pemex es robarle a México”. Por ello, aseveró, se debe tener cero tolerancia ante este ilícito. Durante el 2017 fueron cerradas 21 estaciones de servicio en Puebla por diversas irregularidades y por no acreditar la legalidad del combustible que comercializaban, aseguró Pemex.

Con información de El Economista de México