Salida de Estados Unidos del acuerdo nuclear con Irán pone en alerta al mercado petrolero

1240

El martes, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, abandonó un acuerdo nuclear de 2015 con Irán y anunció planes de nuevas sanciones contra el miembro de la Organización de Países Exportadores de Petróleo.

Esta decisión encendió las alarmas en los países miembros de la Opep hasta el punto que Arabia Saudista, el mayor productor del Cartel, informó a través de su ministro de Energía, Khalid al-Falih, que el reino trabajará con los principales productores de la OPEP y fuera del grupo, así como con los mayores consumidores de petróleo para reducir el impacto de la escasez de suministros tras el retiro de Estados Unidos del acuerdo nuclear con Irán.

“Estoy en estrecho contacto con la presidencia de la OPEP, Rusia y Estados Unidos, y me pondré en contacto con otros productores y grandes consumidores durante los próximos días para garantizar la estabilidad del mercado petrolero”, dijo el ministro de Arabia Saudita.

Ante esta decisión del gobierno de Estados Unidos bancos de inversión como Goldmn Sachs pronostica que el crudo Brent toque los 82,50 dólares por barril en el verano boreal. Actualmente está cotizando en alrededor de 77 dólares por barril, una pérdida inicial de alrededor de 500.000 barriles por día (bpd) en producción iraní, que actualmente es de 3,8 millones de bpd.

Representantes de Goldman dijeron que “riesgos geopolíticos para el petróleo tan elevados como ese exacerban al alza los pronósticos para el Brent y refuerzan nuestra visión de que la volatilidad de precios del crudo seguirá aumentando”

Ya al final del día una fuente de la OPEP dijo que Arabia Saudita está atenta el impacto que tendría la salida de Estados Unidos del pacto nuclear con Irán y está preparada para cubrir cualquier posible escasez, pero no actuará solo para compensar el déficit.